Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
eltopillodecastillayleón
Viernes, 8 de junio de 2018
EL TOPILLO DE CASTILLA Y LEÓN. EN EL BLOG DE PEDRO VICENTE

Las prisas por controlar la Delegación y Subdelegaciones del Gobierno

Guardar en Mis Noticias.

[Img #47117]

Sin esperar siquiera a que comience la pedrea de nombramientos que nutrirá los equipos de las nuevas ministras y ministros, sorprende la celeridad con la que están circulando nombres para ocupar la Delegacióndel Gobierno, las Subdelegaciones provinciales de la misma y otros cargos de la Administración del Estado en Castilla y León.

 

No estaba cerrado aún el gobierno de Pedro Sánchez y ya se daba como seguro que la número dos del PSOE en Castilla y León, la soriana Virginia Barcones, será nueva Delegada del Gobierno. Se entiende con ello que la ministra encargada de ese nombramiento, la titular de Política Territorial y Función Pública, Meritxell Batet, se limitará a formalizar una designación emanada directamente del secretario autonómico del partido, Luis Tudanca. Y aunque a nivel interno esté establecido que el máximo responsable del partido en cada comunidad apadrine ese nombramiento, no parece muy estético que se filtre y airee antes incluso de que se conociera el titular del ministerio encargado de elevarlo al Consejo de Ministros.

 

Podría ser que la celeridad con que se ha nominado a Barcones obedezca al cauteloso propósito de cerrar el paso a otros posibles nombres alternativos al propuesto por el secretario autonómico, no fuera a repetirse lo ocurrido al llegar Mariano Rajoy al Gobierno, cuando Soraya Saénz deSantamaría optó por Ramiro Ruiz Medrano frente a los candidatos apadrinados por Juan Vicente Herrera (Rosa Valdeón) y Dolores deCospedal (Pablo Trillo).

 

Con todo, al tratarse de un cargo político puro, tampoco vamos a escandalizarnos de la trastienda política de su nombramiento. Lo que resulta ya algo peor que estético es que hayan comenzado a circular nombres para las Subdelegaciones del Gobierno, como es el caso de la de Valladolid, que ya se atribuye con toda naturalidad a Helena Caballero, la misma que en su día no dejó títere con cabeza en la Confederación Hidrográfica del Duero.

 

La cuestión aquí no es el perfil ni la idoneidad política, sino que el de Subdelegado se trata de un puesto de trabajo de libre designación que, con arreglo a la Ley de Función Publica, ha de cubrirse mediante concurso publico al que puede optar cualquier funcionario que reúna determinados requisitos. En consecuencia, aventurar cualquier nombre supone un absoluto desprecio a los principios de libre concurrencia, capacidad y mérito que supuestamente defienden todos los partidos.

 

El desprecio a dichos principios y al propio procedimiento no pudo ser más absoluto en el caso de los todavía subdelegados de Burgos, Salamanca y Soria, que tomaron posesión en febrero de 2017 fechas antes de que el BOE convocara el preceptivo concurso para proveer sus puestos. Y ahora es el PSOE el que va por idénticos derroteros al comenzar a filtrar sus nominados para ocupar las Subdelegaciones. Tan impresentable esto como aquello.

 

http://elblogdepedrovicente.blogspot.com/

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Segoviadirecto.com • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress